Construyendo sentido de pertenencia, amor e identidad

Autora: Carolina López.*
Armónico Agencia Consultora.

Promover el sentido de pertenencia en los estudiantes es fundamental para crear una comunidad en la que ellos se sientan parte activa e importante del colegio al que pertenecen, adquieran un valor emocional, mejoren la cultura institucional y desarrollen una actitud de respeto por sus compañeros y docentes con quienes se sienten identificados.

El amor por el colegio es el resultado de un conjunto de acciones que permite a los estudiantes reflexionar y generar consciencia de la importancia de valorar las oportunidades que se dan en la institución educativa y el respeto de una convivencia armónica. “La calidad de su relación con la escuela es un indicador clave en el bienestar de los alumnos. Quienes sienten que son aceptados en esta comunidad en la que pasan tanto tiempo insertos, atribuyen más significado a su vida y tienen mucha más confianza en sí mismos. Cuando los estudiantes sienten que son parte de este grupo, también son más propensos a desempeñarse mejor académicamente y están motivados por aprender”, explica Mario Piacentini, analista de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico.

No solo la red de afectos creada al interior del colegio y el clima de afectividad son determinantes para fomentar el sentido de pertenencia, también existen otros factores y contextos que impactan este proceso:

  • La amistad: abarca una serie de situaciones y lugares en donde los estudiantes se relacionan de manera afectiva con su comunidad educativa.
  • El apoyo: se refiere a los lazos que se generan con los docentes o directores y la interacción óptima para contribuir al desarrollo académico, social y emocional.
  • El apego al lugar: hace referencia a crear espacios dotados de afectos y significados que creen experiencias únicas para los estudiantes.
  • El rechazo: involucra las relaciones entre compañeros de carácter conflictivo que generan rechazo y alejamiento hacia un grupo específico.

Los docentes, entonces, son quienes cumplen el rol de motivar a sus alumnos para lograr una unidad, que aprendan a ser, a conocer, a comprender e involucrarlos en un proceso de construcción y reconstrucción de sus propios conocimientos, habilidades, actitudes y formas de comportamiento.

Otras estrategias que el docente puede implementar en el aula de clase para crear lazos de amor e identidad de los estudiantes por el colegio son:

  • Crear un clima institucional favorable por medio de del dialogo, debates y reflexiones para fortalecer el comportamiento y los resultados de los estudiantes en sus procesos de formación.
  • Fomentar valores como el respeto por las iniciativas de los estudiantes, participación, autonomía, libertad, sensibilidad al contexto, actitud de servicio y creación de prácticas colectivas de trabajo.
  • Promover saludos positivos para mejorar el clima en el aula y fortalecer la conexión y pertenencia. Hacer que los estudiantes se sientan bienvenidos los ayuda a que adopten una actitud de disposición y esfuerzo por el aprendizaje.
  • Analizar y conocer la etapa escolar de cada estudiante y el contexto familiar, social y cultural.

Los estudiantes que sienten identidad por su colegio y tienen sentido de pertenencia, además de obtener resultados favorables en su proceso de formación, son personas con actitudes sociales positivas, con habilidades para compartir, aceptar a las personas como son, iniciar contactos interpersonales y con capacidad de demostrar su sensibilidad hacia los demás y ser colaboradores.

*CORPOEDUCACIÓN no es responsable por las opiniones ofrecidas en este espacio.

admin-corpo
Autora: Carolina López.*Armónico Agencia Consultora. Promover el sentido de pertenencia en los estudiantes es fundamental para crear una comunidad en la que ellos se sientan parte activa e importante del colegio ...