El autocuidado: un factor clave en el bienestar de los docentes

Por: Carolina López Romero
Comunicadora Social Armónico Agencia Consultora

A medida que pasa el tiempo las circunstancias cambian, así como las situaciones que pueden afectar el bienestar de los niños y niñas y las responsabilidades para su cuidado que adquieren los docentes.  Por lo tanto, la salud laboral de los educadores es un factor clave para los establecimientos educativos porque impacta directamente en la calidad de sus procesos.

Es importante que los profesores incorporen a su rutina el autocuidado, para que tomen la iniciativa y responsabilidad de su bienestar, lo que finalmente impactará positivamente en su calidad de vida y la de sus estudiantes.  

Según Isabel Binelli, coach y relatora de Grupo Educar en habilidades directivas para la gestión educacional, “los profesores están expuestos a muchas situaciones de estrés. Para ello, un concepto que deben trabajar es el autocuidado. Establecer normas y reglas para aplicarlas en forma adecuada y armónica, permitirá una interacción disciplinada entre el profesor y el alumnado”.

Los docentes pueden cuidarse a través de prácticas de atención enfocadas y estrategias que mejoren su bienestar. Estas prácticas centradas en la respiración, el sonido y la conexión social, pueden implementarse en cualquier espacio: la clave para regular y calmar el sistema nervioso es ser intencional y repetir estas técnicas con regularidad.

  • Liberación de estrés de dos minutos

Tomar dos minutos para respirar profundamente, posicionar una mano sobre el pecho y la otra sobre la frente. Mientras se inhala, sentir la presión de las manos sobre la piel y luego exhalar, reflexionando si se puede cambiar personalmente una experiencia o pensamiento preocupante.

  • La respiración de inmersión profunda

Esta es una práctica y visualización de la respiración de yoga kundalini. Consiste en inhalar durante cuatro conteos, mantener presionado cuatro y exhalar lentamente durante otros cuatro. Cada vez que se inhale, imaginarse buceando en lo más profundo de un lago azul y cuando se complete el último aliento y se exhale, imaginarse flotando a la superficie, renovado y sin peso.

  • Sonido calmante

El sonido correcto puede ser muy poderoso para lograr una respuesta calmada. Se recomienda buscar en YouTube sonidos de la naturaleza, del agua o cualquiera que se asocie con un estado mental de calma.

  • Espacio de reflexión

Crear un área adecuada para la relajación y asegurarse de estar regularmente en este espacio especial durante unos minutos. Además, es recomendable tener en el salón de clase tener una planta, algunas flores o un diario de gratitud para que los estudiantes se unan a la estrategia y puedan calmarse intencionalmente durante 30 segundos o un minuto de respiración tranquila.

  • Apoyo entre compañeros

Compartir y reflexionar con un colega sobre el día durante 10 minutos es fundamental para validar lo que escuchan, aprender e identificar qué es lo más importante de esa situación. El bienestar personal comienza con el autocuidado y con pequeños actos de todos los días, es una actitud que implica pensamientos, conocimientos, creencias y emociones: fortalecer los hábitos de resiliencia facilita la gestión de nuevos desafíos.


Este es un espacio de expresión libre e independiente que refleja exclusivamente los puntos de vista de los autores y no compromete el pensamiento ni la opinión de Corpoeducación.

admin-corpo
Por: Carolina López RomeroComunicadora Social Armónico Agencia Consultora A medida que pasa el tiempo las circunstancias cambian, así como las situaciones que pueden afectar el bienestar de los niños y niñas y las ...